Estrés financiero se convierte en riesgo de salud pública y se asocia a pensamientos suicidas

0
64

Por estrés financiero disminuye hasta 33% la productividad laboral, dijo Edgar Schwartz, CEO de Solventium, reparadora de crédito.

De acuerdo al especialista en gestión de operaciones financieras, el estrés financiero reduce hasta en una tercera parte la productividad, disminuye la creatividad y se asocia al mal desempeño en el trabajo, además de generar malestares físicos diversos que van desde ansiedad a dolor lumbar, insomnio, fatiga, dolor de cabeza e irritabilidad.

“Actualmente este estrés financiero lo padece el 76% de los mexicanos, lo que representa un incremento del 26% respecto a los índices presentados antes de la pandemia de Covid-19, cuando 23% de la población solicitó préstamos a familiares y amigos y el 17.9% dejó de pagar deudas ya contraídas”, aseguró el director de Solventium.

En un momento en que la agilidad es un factor crucial para la sobrevivencia empresarial, “el estrés financiero representa un gran peligro corporativo, pero también de salud pública por su alta incidencia en problemas mentales como ansiedad y depresión y por estar asociado, incluso, a pensamientos suicidas”, aseguró el directivo.

Aunque globalmente existe este estrés financiero, en las economías emergentes como México no se asocia al síndrome de Creso o trastorno que consiste en el gasto de dinero excesivo de una persona con el fin de destacar y sentirse superior en un determinado grupo social “pues en gran medida el endeudamiento es para cubrir gastos básicos y pagar adeudos”, aseguró Schwarts. Y dijo que en el pago de adeudos representa hasta el 29.4% de los ingresos sin contar los pagos hipotecarios.

“El estrés laboral puede reflejar no sólo moratoria o impago, sino también sobreendeudamiento”, dijo el director de Solventium.

En un estudio realizado por una firma Fintech a 400 mil personas con ingresos medios de 12,250 pesos mensuales, se detectó que las deudas activas tenían un saldo retrasado que representaba 2.9 veces su salario mensual, con una media de 35,499 pesos”, dijo Schwartz.

Gastar más de lo que permite el presupuesto, utilizar la tarjeta de crédito para gastos diarios, necesitar pedir dinero prestado para llegar a fin de mes, reducir gastos en ropa o comida y atrasarse en el pago de la tarjeta de crédito, impuestos y servicios conducen a padecer estrés financiero, dijo Shwartz.

Asimismo, pensar en tomar otro trabajo para equilibrar el presupuesto, recibir frecuentemente llamadas de acreedores, realizar solamente el pago mínimo de tu tarjeta de crédito y usar solamente una tarjeta para pagar otra “evidencian estrés financiero” indicó el representante de Solventium.

“En condiciones de mercado donde hay 51% de solicitudes de reducción de deudas como actualmente en México, se requiere acudir a empresas especialistas no sólo de quitas, sino de firmas que tengan un contacto permanente con los consumidores, acompañamiento on line, procesos ágiles y acceso a cursos y programas de educación financiera”, aseguró el experto.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here